La capa de conexión segura (SSL por sus siglas en inglés) es la tecnología normalizada que te permite codificar el tráfico de datos entre el navegador que utilizas y un sitio web (o entre dos servidores), resguardando tu conexión. Esto impide que un hacker pueda observar o interceptar la información que transmites de un sitio a otro, y que puede incluir tanto datos personales como financieros. Esta tecnología está actualmente fuera de uso y fue reemplazada por el certificado de seguridad de la capa de transporte (TLS por sus siglas en inglés). Así se asegura de que todos los datos transferidos entre los usuarios y los sitios web sean imposibles de leer.

¿Cómo funcionan estos certificados?

Estos certificados funcionan al asociar digitalmente una clave criptográfica a la información que identifica tu empresa o cualquier otra. Esto les permite encriptar las transferencias de datos para que no puedan ser leídos o modificados por terceros. Funcionan al tener una contraseña tanto privada como pública, así como tus claves de inicio de sesión. Cuando ingresas una dirección segura SSL en tu navegador preferido o navegas por una página segura, el navegador y el servidor hacen una conexión. Mientras sucede la conexión inicial, tus claves públicas y privadas se utilizarán para establecer una clave de sesión que luego se usará para cifrar y descifrar los datos que puedas transferir. Tu clave de sesión se mantendrá válida por un tiempo limitado y solo se usará para esa sesión en particular.
Si quieres saber si el sitio web al que estas accediendo utiliza un certificado SSL, puedes buscar el icono de candado en la parte superior de tu navegador, donde comúnmente realizas una búsqueda. Son realmente importantes para transferir tus datos personales o información de pagos de forma segura.

¿Qué es HTTPS?

El protocolo de transferencia de hipertexto (HTTP en inglés) es un conjunto de reglas que se usa para publicar páginas web. HTTP es la base sobre la cual se apoya Internet o la www. HTTPS es lo mismo pero se le añade que es seguro. Estos dos se utilizan para un mismo propósito: transferir datos. Cuando un sitio inicia con HTTPS en vez de HTTP, significa que tu navegador está utilizando un esquema seguro para custodiar la información que estas transfiriendo. Los sitios web que tienen instalado y configurado un certificado SSL pueden emplear el protocolo HTTPS para instaurar una conexión de forma segura con el servidor .

¿Porqué es importante que utilices estos certificados?

Si tienes un negocio y quieres llegar a más personas, es indispensable que crees una página web. Eso significa que si vendes algún producto o servicio y quieres generar confianza entre los visitantes, necesitas que tu sitio web sea seguro. De esta manera, las personas que quieran adquirir lo que ofreces pueden ingresar sus datos personales y realizar pagos online sin temor, y verán que cumples con los estándares que la industria solicita. Desde 2014, Google prioriza los sitios con certificados SSL/TSL. Estos certificados funcionan en todos los dispositivos como ordenadores, tabletas y móviles, y son compatibles con varios navegadores.
En este tema, al igual que sucede con cualquier compra sea online o no, la mayoría de las personas preferimos comprar con un vendedor que sea de confianza. Estos certificados que muestran autenticidad nos ayudan, en gran medida, a sentirnos seguros como usuarios. Muchos certificados SSL ofrecen la imagen de un sello que puedes utilizar en tu sitio para indicar la marca de SSL que se utiliza. Así harás saber a tus clientes que la información suministrada y la seguridad transaccional están a salvo, y estarán mucho más dispuestos a confiar en tu página y adquirir tus productos.