Chat with us, powered by LiveChat
Bogotá: 344-1337 • Medellín: 416-0484 • Cali: 891-2596 • Barranquilla: 316-1068 • Resto del país: 018000-42-3525| BLOG |

Consejos para tener contraseñas seguras

Aunque es habitual que al acceder a la mayoría de los servicios de las páginas web se nos recuerde la importancia de crear contraseñas seguras y difíciles de descifrar, estas advertencias no son siempre seguidas por los usuarios, quienes crean contraseñas poco robustas, permitiendo que la pérdida de información y el acceso a datos sensibles y confidenciales sea cada vez más sencillo.

De hecho, según un estudio de 2017 de la compañía de seguridad SplashData, que analizó los datos de más de cinco millones de cuentas de usuarios ‘hackeadas’ en todo el mundo, encontró que las cinco contraseñas más comunes de esas cuentas eran: ‘123456’, ‘password’, ‘12345678’, ‘qwerty’ y ‘12345’.

Sin duda, el hecho de proteger la información a cargo nuestro es de suma importancia, y para apoyar este proceso, tener una contraseña segura cobra gran relevancia. Por esto, a continuación te presentamos algunos consejos para que tus contraseñas sean realmente seguras.

Consejos para crear contraseñas seguras

1. Mantén tus contraseñas en secreto

Quizá parece obvio, pero es una práctica común que una clave sea conocida por varias personas, lo que la convierte en una contraseña vulnerable, ya que la otra persona puede acceder a toda tu información, incluso, sin tu consentimiento.

2. Utiliza al menos 8 caracteres

Cuanto más corta sea la contraseña, más fácil será de descifrar. Por regla general, se recomienda elegir una que como mínimo tenga ocho caracteres.

3. Combina diferentes elementos

En la medida de lo posible, busca combinar mayúsculas, minúsculas, números y símbolos. Una forma de generar contraseñas complejas consiste en recurrir a frases, poemas o palabras familiares, y a estas agregarle los nuevos elementos. Si se recurre a una frase se puede, por ejemplo, utilizar las letras iniciales de cada palabra y a esta combinación agregar números y símbolos.

Si se utiliza una palabra como base, pueden reemplazarse algunas letras por números, intercambiar mayúsculas y minúsculas y agregarle a dicha palabra símbolos y números.

4. No incluyas palabras simples, comunes o personales

Evita utilizar palabras comunes o información personal como tu nombre, el de tus familiares o mascotas, fechas de nacimiento, nombres de lugares, números de teléfono, números consecutivos (como ‘123456’), teclas consecutivas del teclado (como ‘qwerty’) o combinaciones de estos elementos. En especial, evita usar como contraseña el correo electrónico o el nombre de usuario con el que accedes al servicio.

5. No repitas la misma contraseña en diferentes servicios

Esta es una de las situaciones más comunes y en la que recae la mayoría de las personas. Lo ideal es que las contraseñas sean únicas para cada uno de los servicios que utilizamos, dado que de no ser así, la pérdida de la clave de un servicio permitiría el acceso a todos los demás.

6. Elige cuidadosamente las preguntas de seguridad

Si llegas a olvidar la contraseña, algunos servicios ofrecen la opción de recuperarla a través de una serie de preguntas de seguridad que, si son muy simples, cualquiera que nos conozca podría responder. Preguntas como: ¿cuál es el nombre de tu mascota? o ¿cuál es tu ciudad de nacimiento?, son fácilmente descifrables. Para solucionar esto, evita usar este tipo de preguntas y, de ser posible, coloca como respuesta una compleja o falsa que solamente tú conozcas.

Adicional a todo lo anterior, te recomendamos el uso de gestores de contraseñas, que son aplicaciones que se encargan de guardar las credenciales de acceso a múltiples servicios de una manera segura, y las protege con una única clave de acceso maestra, la cual debe ser lo suficientemente robusta. Asimismo, trata de cambiar periódicamente tus contraseñas, así estarás siempre protegido ante la pérdida de información.