Blinda tu emprendimiento web con estos 3 aspectos de seguridad que debes conocer

Emprendimiento web hay por doquier, pero pocos están blindado contra los males que hay libres por la Internet que acechan a aquellos sites que no tienen un blindaje óptimo para garantizar su funcionamiento diario.

Eso se debe principalmente porque no cuentan con la seguridad necesaria que impida a los hackers y cibercriminales hacerse con el control de tu página web o que de alguna forma, robe información de tus usuarios.

Es por eso que hoy conocerás tres aspectos fundamentales que garantizarán la seguridad de tu web y también de la data que en ella está contenida con información de importancia para tus clientes que a diario ingresan a tu site para ejecutar diferentes tareas.

3 aspectos de seguridad para blindar tu web:

Certificado SSL

Es probable que ya hayas interactuado con este candadito verde en alguna web, sobre todo en las de los bancos o e-commerce como Amazon o Ebay, quienes cuentan con su certificado personalizado que blinde toda las transacciones de sus usuarios una vez se encuentran dentro de ella.

Y es que de eso se trata el SSL, de asegurar el tráfico de la información sensible de los usuarios como números de cuenta bancaria, de tarjetas de créditos o claves de accesos que pudieran ser extraída por algún cibercriminal por alguna táctcado ofrece un elevado nivel de seguridad tanto al emprendedor como al consumidor quien elevará su confianza en tu web al ver que cuenta con uno de los mecanismo de blindaje más usado y sofisticado de Internet.

Uso de Https

No basta con implementar el SSL, también es necesario incluir el protocolo de transferencia de hipertexto con Secure Sockets o como es mejor conocido, Https.

Este protocolo es usado para blindar de igual forma, toda la transferencia de dato que se realiza desde una determinada web. Lo usan bancos, empresas de big data, intermediarios de pagos online, e-commerce entre otros que requieran manejar un gran volumen de información confidencial de sus usuarios.

Si tienes pensado emprender alguna web que implique el trato a través de tu site de datos sensibles de tus usuarios, entonces debes incluir el Https para así ofrecer otro nivel de seguridad y confianza a tus clientes.

En caso de que tu web se trate de otra cosa o que no tenga que manejar o recolectar mayores datos de importancia como claves de acceso a servicios o a cuentas bancarias, de tarjetas de créditos y parecidos, entonces no tendrás la necesidad de implementarlo.

DoS y DDoS

Los cibercriminales son muy ávidos en dos tipo de ataques, sus predilectos que buscan acabar con cualquier site puesto en línea en Internet. Esos son el ataque por Denegación de Servicios (DoS) y la Denegación de Servicios Distribuida (DDoS).

En ambos, el atacante busca bloquear a los legítimos usuarios para inundar una determinada red con millones de peticiones que al poco tiempo abruman al servicio de banda ancha y por consiguiente al o los servidores en donde se aloje tu web para “tumbarla” de la red.

Este ataque ya lo ha experimentado la empresa Dyn encargada de distribuir en todo el mundo los DNS de servicios de streaming y redes sociales como Spotify, Twitter, YouTube, entre otros, en donde a comienzo de este año vivieron un verdadero infierno por un ataque de esta naturaleza que neutralizó sus servicios e impidió a millones acceder a sus perfiles.

Entre el DoS y el DDoS existe una pequeña diferencia en su ejecución, el primero utiliza un ordenador y conexión de Internet para realizar el ataque, mientras que el otro es capaz de emplear varios, e incluso millones de dispositivos en todo el mundo, para desviar su flujo de información hacia el objetivo final, siendo este el más eficaz en este tipo de ataque ya que resulta difícil para las autoridades regulatorias conocer desde dónde se origina el ataque ya que esta modalidad implica diferentes conexión desde varias partes del planeta.